Pongámonos en situación. Tienes que reformar o escoger los detalles de tu nueva vivienda. ¿Qué es lo primero que piensas? La decoración, las puertas, el color de las paredes, el mobiliario… ¿no? Pero, ¡anda! De repente te percatas del suelo. Por ejemplo el del baño, ¿qué tipos de suelo para baño hay?

Y lo que a priori parece un mundo con escasas opciones y de fácil decisión, se torna todo un reto. ¿No te imaginabas que había tantas opciones verdad?

Lo que sí que sabes es que una vez lo hayas decidido no hay vuelta atrás (bueno sí, todo tiene solución en esta vida, pero nos referimos a una vuelta atrás sin tener que gastar más tiempo y recursos). Y además, aunque no vivamos mirando al suelo (afortunadamente), ocupa una gran extensión y se ve y mucho. Cambia completamente una estancia.
Si quieres conocer cuáles son los mejores tipos de suelos para el baño, sigue leyendo.

¿Necesitas ayuda con tu reforma?

Los mejores tipos de suelo para baño

Si no quieres realizar una reforma integral de tu baño, te recomendamos que cambies tu tipo de suelo. Aunque parezca una gran obra, no lo es y cambiará por completo la imagen de esa estancia en la que pasamos tanto tiempo (unos más que otros). A continuación, te presentamos unos tipos de suelo para baño que se alejan de lo convencional o de lo que podrías haber pensado. ¡Allá vamos!

Gres porcelánico

Uno de los materiales más empleados. Y es que es un tipo de suelo para baño ideal. ¿Qué por qué? En primer lugar por su resistencia y porque no necesita mantenimiento alguno. Además no resulta excesivamente caro y es muy estético: la gama de colores que ofrece es amplísima.

Microcemento

Si te gusta un poquito el mundo de la decoración y las reformas, te habrás dado cuenta que el estilo industrial está en lo más alto. Este tipo de suelo para baño es perfecto para este estilo. Le dará este toque moderno y elegante a tu baño. Además tiene numerosas ventajas:

  • es impermeable
  • fácil de limpiar
  • muy resistente

Y aunque no lo creas, se puede teñir de varios colores y darle acabados en brillo o mate. ¡El suelo de microcemento es sin duda una opción a tener en cuenta!

Vinilo

Otra opción que se lleva mucho ahora. Este tipo de suelo es de muy fácil instalación, ya que se coloca sobre el suelo que ya tengas. Las gamas de colores y estilos son infinitos y además imitan a la perfección diferentes acabados (madera, cemento, mármol) con la comodidad de que al ser de plástico, el mantenimiento es más sencillo y es totalmente impermeable.

Baldosa hidráulica

El estilo minimal está muy bien, pero, ¿y lo que nos fascinan los suelos de los palacios? La baldosa hidráulica está a la orden del día ya que si escoges este tipo de suelo, tu baño no podrá ser más personal, parecerá de revista. Sus colores y mosaicos se convertirán sin duda en los protagonistas. No necesitarás invertir apenas en decoración o mobiliario. Tu suelo hará todos los papeles. Asimismo, el hecho de que sea precioso no quiere decir que no sea resistente. ¡Está más que preparado para el intenso día a día!

Laminado

Sabemos que te gusta la madera. Y que crees que para el baño no es adecuada. En cierto modo tienes razón ya que las maderas no son muy buenas amigas de la humedad, y el baño está lleno de ella. Pero no por ello tienes que renunciar a un bonito acabado de madera…sin que realmente lo sea… ¿Brujería? No, ¡laminado!
Este tipo de suelo tiene lo bonito de la madera pero lo funcional y práctico de su material: resistente y fácil de mantener.

En Cocinas Coem trabajamos con los mejores proveedores, para que tu hogar esté hecho de los mejores materiales del mercado. Si tienes que realizar una reforma de baño y no sabes por qué tipo de suelo para baño decantarte, ¡Llámanos! ¡Queremos hacer el hogar de tus sueños!